Cómo hacer una descripción de producto que atraiga a tus consumidores en línea

Una buena descripción puede lograr que te inclines por comprar un producto o servicio y no otro similar. ¿Cuántas veces uno de los visitantes de tu comercio electrónico no obtuvo la información necesaria y abandonó tu sitio web? Sin duda, es un detalle que puedes cambiar de inmediato con ayuda de una descripción de producto o servicio adecuada.

Además, una buena descripción de producto o servicio es básica para aumentar el posicionamiento de tus páginas. Y es que, si las descripciones realizadas no cumplen con ciertos requisitos, los buscadores no te verán y si ellos no lo hacen, aún menos los consumidores. En otras palabras, ¡las optimizaciones que hagas en las descripciones pueden ayudar a tus estrategias SEO! (SEO Search Engine Optimization / Optimización para motores de búsqueda).

¿Qué es la descripción de un producto o servicio?

La descripción de productos es el elemento vital en un sitio web que tiene por objetivo atraer, informar y convencer al consumidor de comprar un artículo, y se conforma por las características, funciones y valores por las que el producto se destaca: qué lo hace diferente y por qué da valor al cliente.

Todas las secciones dentro de un sitio web deben optimizarse y las descripciones de productos no son la excepción ¿Por qué? ¡Porque son las que impulsan las ventas! el 76% de los compradores quiere ver las descripciones de producto antes de decidir su compra.

¿Para qué sirve hacer una buena descripción de productos en línea?

Nos ha pasado a muchos de nosotros: entramos a una tienda electrónica, vemos un producto que nos atrae, revisamos sus atributos y cuando lo que leemos es tan bueno no solo estamos ansiosos por comprarlo, sino también por tenerlo en nuestras manos. ¡En eso consiste una buena descripción de producto!

¿Cómo hacer una descripción de producto o servicios adecuada?

Puedes considerar los siguientes puntos para comenzar a redactar la descripción de tus productos:

1. Dirígete a tus perfiles de cliente ideal

El tono con el que le hables a tu audiencia será un elemento único en tu tienda en línea. Para saber cómo hablarle a tu público lo más importante es saber quién es. En esto radica la importancia de los perfiles de cliente ideal, ya que de esta manera no solo sabrás a quién te diriges, sino también cómo habla, cuáles son sus intereses, necesidades y puntos de dolor.

Haz tus perfiles de cliente ideal al hacer una personificación de tus clientes. Añade sus características para que entiendas a fondo cómo piensa y qué es lo que busca. De esta manera, podrás entender cuáles son los elementos más valiosos de tu producto o servicio para ese tipo de persona.

Mientras escribes la descripción de tu producto, ten en cuenta las siguientes preguntas:

¿De qué manera llega esta persona a mi sitio web? ¿Por medio de las redes sociales, de los buscadores…?

¿Cuáles son sus principales intereses?

¿Por qué estaría interesado en comprar mis productos en línea?

¿Cómo se expresaría de mi producto con algún amigo o familiar? ¿Qué palabras usaría?

¿Cuáles son las características de mi producto más valiosas para este perfil?

Cuantas más preguntas te hagas y respondas acerca de la personalidad de tu perfil ideal del cliente, mejores descripciones harás.

2. Brinda más información a los clientes

Como ya lo mencionamos, no solo basta con que te enfoques en describir las características técnicas de tu producto: ¡los consumidores desean saber más! Si bien la extensión y el tipo de redacción dependen de tu tipo de negocio, la información que brindes a los clientes debe estar completa y ser comprensible.

Algunos datos que son imprescindibles en tu descripción de producto son los siguientes:

Ingredientes o componentes: la finalidad es que los interesados sepan de qué está hecho tu producto o qué incluye un servicio. Agrega información técnica y da detalles si contiene alguna materia prima especial, como ingredientes ecológicos o materiales sustentables.

Tamaño o alcance: las medidas son muy importantes, pues de no incluirlas podrías afectar tu credibilidad. Lo mismo sucede cuando ofreces un servicio, en tanto que tienes que delimitar su alcance.

Valor: sin importar si tu descripción es extensa o breve, no pases por alto la oportunidad de destacar por qué tu producto o servicio es importante en la vida del consumidor. Esa será tu ventaja competitiva y lo que hará que el usuario se decida por tu marca u otra.

Añade todo lo que resulte de interés y que al usuario le dé una idea del producto que recibirá.

3. Utiliza un lenguaje emocional

Las emociones forman parte del comercio electrónico y entre ellas se encuentra la ilusión. Esta emoción está llena de expectativas y juega mucho con la imaginación del usuario. Utilizarla en tus descripciones puede darle un toque especial. Por ejemplo: «tranquilidad duradera» o «relajación en tus días de oficina».

4. Habla con tu cliente

Si deseas conectar más con los clientes, inclúyelos en tu lenguaje. Háblales de «vos» y muéstrate cercano. Brinda información acerca del uso de tu producto y da consejos puntuales para que el usuario saque el mejor provecho de su compra.

5. Cuenta una historia real y sin perder el foco en tu cliente

Esto no tiene por qué consistir en una narración extensa. Si tu producto proviene de un lugar diferente o especial, hazlo saber. Esto mejora la conexión de tu marca con el cliente y lo mantiene interesado por conocer más. Quizá uses materiales ecológicos o los diseñadores del producto forman un equipo especial… Tú sabes qué es lo que te diferencia.